Actualidad

Se entregan bolsones, pero, ¿a que precio?

El Municipio local está entregando módulos alimenticios de emergencia para hacer frente a los difíciles momentos que se viven con la cuarentena y el parate económico, hasta allí la cosa venía bien, el problema es que en un principio los llevaba a los domicilios con todos los cuidados que se debían tener. A raíz de la profundización del aislamiento, indicaron que ya no los podían repartir, por lo tanto usarían lugares predeterminados para que, por zonas los vayan a buscar.

De esta manera han sectorizado, por ejemplo los vecinos todo el sur de la ciudad deben dirigirse hasta Altos de San Pedro para buscar el suyo. La pregunta que muchos se hacen es: ¿No se podría haber usado cada centro vecinal para que le entregue a los vecinos de cada barrio? Esta metodología parece ser la más acertada, pero definitivamente no es la que tomó el gobierno de la ciudad.

Dos problemas aparecen a la hora de analizar lo que está pasando, por un lado hace que mucha gente tenga que movilizarse (a las fotos se pueden remitir como ejemplo), y luego al hecho de que mucha gente tenga que regresar (no todos están movilizados y hay muchos de avanzada edad) con pesadas bolsas caminando (en momentos donde no hay ningún transporte de pasajeros). Otras preguntas surgen: ¿Tiene que ver este sistema con el uso político de tal acción? ¿Hay barrios ignorados por la gestión comunitaria?, ¿Se está ninguneando a estamentos como los mismos Centros Vecinales?

No hay muchas respuestas, pero lo cierto es que cuando todos aconsejan no salir, el municipio te propone lo contrario

Entrega en barrio La Quinta, “gente para hacer dulce”, como dicen

No hay muchas respuestas, pero lo cierto es que como se hace, pareciera que no es la mejor forma.

Mostrar más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
Cerrar